Back to SALVEMOS EL UROGALLO CANTABRICO

SENTENCIA DEL TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA DE LUXEMBURGO

Hoy 24 de noviembre de 2011 se ha hecho publica la Sentencia del Tribunal de Justicia de Luxemburgo (Sala Cuarta) sobre el asunto C-404/09, «Incumplimiento de Estado – Directiva 85/337/CEE – Evaluación de las repercusiones de determinados proyectos sobre el medio ambiente – Directiva 92/43/CEE – Conservación de los hábitats naturales – Fauna y flora silvestres – Explotaciones mineras de carbón a cielo abierto – Zona del Alto Sil – Zona de protección especial – Lugar de importancia comunitaria – Oso pardo (Ursus arctos) – Urogallo (Tetrao urogallus)», que tiene por objeto un recurso por incumplimiento interpuesto, con arreglo al artículo 226 CE, el 20 de octubre de 2009.

Como suponíamos el Tribunal de Justicia falla declarando el incumplimiento por parte del Reino de España de diferentes Directivas Europeas, de evaluación de repercusiones de proyectos sobre el medio ambiente, de hábitats y de aves, al haber autorizado las explotaciones mineras a cielo abierto de «Nueva Julia» y «Los Ladrones» sin supeditar la concesión de las correspondientes autorizaciones a la realización de una evaluación que permitiera identificar, describir y evaluar de manera apropiada los efectos directos, indirectos y acumulativos de los proyectos de explotación a cielo abierto existente.

Respecto al Urogallo, citado 58 veces en la Sentencia, declara que a partir del año 2000, fecha en que la zona del Alto Sil fue declarada zona de protección especial con arreglo a lo dispuesto en la Directiva 79/409/CEE del Consejo, de 2 de abril de 1979, relativa a la conservación de las aves silvestres, en su versión modificada por la Directiva 97/49/CE de la Comisión, de 29 de julio de 1997, el Reino de España ha incumplido, en lo que respecta a la zona de protección especial del Alto Sil, las obligaciones que le incumben en virtud del artículo 6, apartados 2 a 4, en relación con el artículo 7, de la Directiva 92/43/CEE del Consejo, de 21 de mayo de 1992, relativa a la conservación de los hábitats naturales y de la fauna y flora silvestres,

– al haber autorizado las explotaciones mineras a cielo abierto de «Nueva Julia» y «Los Ladrones» sin supeditar la concesión de las correspondientes autorizaciones a la realización de una evaluación apropiada de las posibles repercusiones de dichos proyectos, y, en cualquier caso, sin respetar los requisitos para la ejecución de un proyecto pese al riesgo de dicho proyecto para el urogallo (Tetrao urogallus), uno de los valores naturales que motivaron la clasificación del Alto Sil como zona de protección especial, a saber, la inexistencia de soluciones alternativas, la concurrencia de razones imperiosas de interés público de primer orden y la comunicación a la Comisión Europea de las medidas compensatorias necesarias para garantizar la coherencia global de la Red Natura 2000, y

– al no haber adoptado las medidas necesarias para evitar el deterioro de los hábitats, incluidos los de las especies, y las perturbaciones significativas para el urogallo, cuya presencia en el Alto Sil motivó la designación de dicha zona de protección especial, ocasionados por las explotaciones de «Feixolín», «Salguero‑Prégame‑Valdesegadas», «Fonfría», «Ampliación de Feixolín» y «Nueva Julia».

UN ATENTADO CONTRA EL MEDIO AMBIENTE EN GENERAL Y CONTRA EL OSO PARDO Y EL UROGALLO CANTÁBRICO EN PARTICULAR, CONSENTIDO POR LAS ADMINISTRACIONES PUBLICAS, LOCALES, REGIONALES Y NACIONALES, QUE HA SIDO SENTENCIADO A FAVOR DEL UROGALLO. ENHORABUENA.

SEGUIREMOS EN LA LUCHA, SALVEMOS AL UROGALLO CANTÁBRICO.

to comment