Progress

12 signed
9,988 more needed

Sign the Petition to

Poder Ejecutivo y Legislativo de los Estados Unidos Mexicanos

No + guerra en México

Proyecto México 15.15

1) Situación Actual

Ambiente de Guerra: México es un país en guerra consigo mismo. Con diferentes intensidades, pero guerra entre carteles, partidos políticos, fuerzas armadas, empresarios, organizaciones, bandas, sectas, medios informativos, sindicatos, gobiernos, colonias, vecinos y ciudadanos. Frecuentemente todos los anteriores buscan defender sus intereses particulares pasando por encima de los derechos de los demás. Es una lucha de “todos contra todos” que genera un ambiente de violencia, corrupción, impunidad, impotencia, incertidumbre, desconfianza y desesperanza.

Sálvese quien pueda: Los mexicanos estamos dispuestos a hacer lo que sea, con tal de salvarnos. En un país en guerra todo se vale. Se considera incluso justificado y normal abusar de los demás, porque todos abusan de uno. Se critica a quienes “el sistema de corrupción” ha favorecido, pero pocos harían algo diferente en su lugar. Se acepta como “normales” muchas prácticas que en otros países son inaceptables. Se anteponen los intereses propios a los comunes. Se prefieren las ganancias inmediatas, aún si son informales, ilegales o dañinas para los demás, en vez de las formales, legales y de largo plazo o sustentables.

Valores y Organizaciones: Entonces no es de extrañarse que las organizaciones e instituciones que los mexicanos creamos, con frecuencia responden a esa mentalidad de guerra, no importa el cómo mientras se obtenga lo que se quiere y donde el engaño es una estrategia exitosa. No importa que se abuse de los clientes, sino que no puedan demandar a la empresa por ello. No importa malversar fondos, sino no ser detectado. No importa ser efectivo y eficiente, sino leal y tener leales alrededor. No importa dar resultados, mientras parezca que se le echan ganas. No importan los trabajadores, el medio ambiente, o la calidad de las obras públicas, sino las ganancias y preservar el statu quo. No importa la calidad en el servicio o la competitividad, sino ser dueño del monopolio. No importa la preparación y coordinación policiaca, sino el monto de la mordida. No importa la transparencia, sino la apariencia.

País de soldados: Ante tal panorama, como es natural, los mexicanos buscan su propia seguridad. Unos emigran para alcanzarla, otros se unen a alguno de los grupos anteriormente mencionados a cambio de obtener cierta protección y se convierten en sus soldados, en defensores dispuestos a seguir órdenes, muchas veces sin cuestionar su moralidad y legitimidad. Haciendo realidad lo que reza el himno nacional mañana y noche en todos los medios. Responden al grito de guerra y la usan como recurso para la solución de los problemas.

Resistencia al cambio: Intentar cambiar una organización es con frecuencia percibido como traición. Es atentar a los intereses de la facción y de quienes son protegidos por ella. Por lo que pocos innovadores bien intencionados logran ascender en las jerarquías y cambiar la cultura de guerra de una organización. Son más bien los conservadores, obedientes y leales a quienes se delega o hereda el poder para cubrirse la espalda. Prolongando así la cultura de guerra en la organización y en las personas relacionadas.

Himno Nacional Mexicano: Es uno de los símbolos más importantes de la cultura mexicana y si bien por su melodía es considerado uno de los más hermosos, su letra refleja y/o fomenta esa cultura de guerra. En su versión completa incluye palabras como: Acero, ardiente metralla, bélico, cañones, caudillo, contienda, enemigo, espada sangrienta, fosa, guerra, inermes tus hijos, olas de sangre, profanar, sangre, sangrientos combates, sin tregua, sepulcro, soldado...

Cambio cultural necesario: La cultura es un concepto complejo. Compuesta entre otros de valores, rituales, héroes y símbolos, es resultado de la historia del país y define la identidad así como el tipo de organizaciones que se construyen. Refleja los valores predominantes de una sociedad. Lograr un cambio cultural no es fácil ni rápido, pero tampoco imposible. La cultura mexicana ha cambiado mucho en los últimos años. Antes las mujeres no podían estudiar, trabajar ni votar. Antes los niños podían jugar solos en las calles. Antes los policías eran respetados y conocidos por su nombre por los vecinos. Y mucho antes se sacrificaban personas en los altares, por solo mencionar solo algunos de los cambios. No todo lo anterior fue mejor ni lo actual inamovible. Es necesario evaluar entonces que se necesita conservar y que no nos está siendo útil para enfrentar los retos presentes y futuros e impulsar los cambios en la dirección deseada.

2) Objetivo del Proyecto México 15.15

Estrenar un nuevo Himno Nacional de México el 15 de Septiembre de 2015 con la participación de la ciudadanía.

3) Propósitos

Promover la unidad nacional: Impulsar un cambio cultural en México a través de la renovación de uno de sus símbolos más significativos, que es el himno nacional. Necesitamos un himno que nos ayude a construir el futuro, en vez de anclarnos al pasado. Que fomente la formación de más ciudadanos y de menos soldados. Que promueva más el estado de derecho que su excepción.

Inculcar valores constructivos: Que sirvan a los mexicanos del presente y futuro. Valores que nos ayuden a construir en vez de destruir, Valores como: Alegría, armonía, bondad, confianza, creatividad, democracia, disciplina, diversidad, empatía, esperanza, éxito, fraternidad, igualdad, ingenio, justicia, libertad, orden, pluralidad, puntualidad, respeto, responsabilidad, sustentabilidad, tolerancia y transparencia.

Renovar la confianza y esperanza: Es vital que los mexicanos confiemos en nosotros mismos, en los demás mexicanos y en las instituciones que creamos, para poder enfrentar los retos presentes y futuros. Este proyecto puede fomentar la cohesión y sentimiento de pertenencia de la sociedad mexicana.

Cambiar la mentalidad para cambiar la realidad: Todo cambio real requiere primero imaginar el cambio deseado. Si ya estamos cansados con la situación actual y queremos un país próspero y en paz, debemos poder imaginarlo y reflejarlo en uno de los símbolos más importantes. Fijárnoslo como un ideal. Y demostrar ese amor por la patria, construyendo y sumando (paz) en vez de destruyendo y dividiendo (guerra).

Cambiar la forma para cambiar el fondo: Si bien muchos pueden pensar que cambiar una melodía no cambiará nada en el país, vale la pena intentarlo y buscar fomentar estos nuevos valores para que a su vez se reflejen en nuevas o mejores organizaciones.

Enviar un mensaje positivo a México y al mundo: Cambiar esa vergonzosa imagen que relaciona a los mexicanos solo con drogas y crueldad. México es mucho más que eso. Enviar el mensaje de que somos capaces de reinventarnos y reorganizarnos para aprovechar todo el potencial que tenemos.

4) Como lograrlo

1.- Súmate a esta causa
2.- Distribuye y comenta la causa
3.- Si juntamos las firmas suficientes, se propone el proyecto al poder ejecutivo y legislativo.
4.- El poder ejecutivo y legislativo deberán asignar un presupuesto , definir plazos y lanzar una convocatoria que contenga al menos las siguientes características:

• Convocatoria abierta: para todos los mexicanos de nacimiento que quieran y puedan componer la letra y melodía digna de ser el nuevo himno nacional mexicano.
• Jurado plural: Integrar un jurado que incluya a los más destacados músicos, sociólogos, historiadores, psicólogos, politólogos, científicos, entre otros mexicanos que por sus méritos y conocimientos sea conveniente convocar.
• Sin fines de lucro: Tanto compositores, jurado y organizadores deberían poder aportar de su tiempo y dar su mejor esfuerzo con la sola motivación de tener el honor de aportar algo a su país y escribir una página de su historia. Tampoco debe significar un negocio para ninguna empresa u organización. Cualquier costo deberá ser solventado por el estado.
• Sin fines electorales: Para que sea un proyecto inclusivo, debe ser de del interés de todos y no solo de un partido político u otra organización o persona.
• Carácter laico: Los himnos propuestos no deberán hacer alusión a ninguna religión o sus símbolos, para mantener el carácter inclusivo del himno.
• Federal: Tampoco se deberá hacer mención de alguna entidad federativa en particular, para no excluir a las que no sean mencionadas en la letra.
• Inclusivo: Los himnos propuestos no deberán mencionar color de piel, género, origen étnico, preferencias sexuales u otro aspecto que pueda ser usado o percibido como discriminatorio.
• Con valores: La letra deberá incluir los nuevos valores que se consideren útiles para construir una sociedad moderna, respetuosa, ordenada, alegre y orgullosa, como los mencionados anteriormente.

5.- El Jurado seleccionará a los 3 mejores himnos que cumplan con todas las características.
6.- Estos himnos serán hechos públicos con recursos del estado.
7.- Los mexicanos votarán para elegir el himno a estrenar el 15 de Septiembre 2015.

Puede que muchos piensen que cambiar el himno no cambiará nada. Y puede que tengan razón. En el corto plazo no creo que haya cambios espectaculares. Sin embargo, dadas las actuales circunstancias en que se encuentra el país, vale la pena intentar un cambio, aún cuando este sea simbólico, para poder así demostrarnos que somos capaces de hacer algo que le conviene a todos y no solo a unos cuantos. Para demostrar que podemos pasar de "todos contra todos" al "todos juntos". ¿Por qué conformarnos con tener el segundo himno más bello por su melodía, cuando podemos tener el más bello y más constructivo por su melodía y letra? Talento hay de sobra en México. Seguro que se puede aprovechar de mejor manera, que peleando guerras ajenas.

Signed,

Roberto Monjarás

This petition closed about 4 years ago

How this will help

Inculcando valores constructivos

Renovando la confianza y esperanza

Cambiando la mentalidad para cambiar la realidad

Cambiando la forma para cambiar el fondo

Re-inventando la cultura mexicana

to comment